Mallín Ahogado

EDUCACIÓN INCREMENTA MEDIDAS PARA NORMALIZAR LA SITUACIÓN DEL CET 23

El Ministerio de Educación y Derechos Humanos, a través del Consejo Escolar Andina Sur, viene realizando las tareas necesarias para evitar la presencia de roedores en el CET 23 de Mallín Ahogado, El Bolsón.

EDUCACIÓN INCREMENTA MEDIDAS PARA NORMALIZAR LA SITUACIÓN DEL CET 23

Entre esas acciones, el encargado de sanitización dispuso el 10 de mayo una serie de trampas y otras medidas en el sector de depósitos de alimentos, donde se detectaron rastros de materia fecal.

Un día después, el Consejo Escolar encargó la presencia en el establecimiento de su responsable del área de mantenimiento a fin de realizar una inspección del edificio para determinar los lugares por donde podrían ingresar los roedores.

En esa oportunidad, se "observaron situaciones de desorden y falta de higiene, tanto en el sector de aulas como en el sector productivo, y hasta en las inmediaciones del depósito", se informó desde el Consejo Escolar de El Bolsón.

"Se ha encomendado al equipo directivo del establecimiento la resolución de manera urgente de esta situación para evitar que los roedores vuelvan luego de la disposición de las trampas", se aclaró.

Para ello, se autorizó al equipo directivo la suspensión de clases los días 10 y 11 en el turno tarde para resolver esta situación.

A fin de continuar monitoreando la situación, el lunes 14 de mayo se realizó una visita técnica a cargo del responsable de mantenimiento del CEZAS, el arquitecto Sandro Ovalle, y la Nutricionista María José Carmona. En esa oportunidad pudo observarse una limpieza profunda en el depósito y la cocina y se sugirió la compra de recipientes plásticos herméticos para el guardado de alimentos, lo que ya se ha cumplido.

Una visita de igual carácter fue concretada ayer jueves 17 de mayo por los mismos profesionales. En esa ocasión, pudo verificarse la reparación de la pared rota detrás de la cocina industrial, aunque no así el recambio de burletes en aberturas, tal cual se había indicado días atrás. Asimismo, se sugirió el cambio de los estantes donde se acopian alimentos, ya que los actuales no son higiénicos.

Cabe recordar que el CET 23 dispone de un fondo de $ 56.000 para refacciones menores o cualquier reparación edilicia que sea necesaria. Esos recursos también pueden utilizarse para complementar las tareas de orden e higiene encomendadas.